Lidiando con la interrupción causada por la Copa del Mundo

Foto del autor
Escrito por Pablo

 

Difunde el amor

AtlanticRide

Cuando se trata de la segunda quincena de noviembre y diciembre, el fútbol no está acostumbrado a que se juegue la Copa del Mundo. Sin embargo, ese es el caso en 2022, ya que la final se jugará en Qatar. ¿Qué cambios hará esto en el calendario de fútbol y el futuro del juego?

El fútbol está acostumbrado a que la Copa del Mundo se celebre en verano. Los jugadores que ya estaban cansados ​​de una larga temporada tuvieron que reunir más energía para participar en la competencia de fútbol más grande del mundo. Luego, cuando todo terminó, hubo algunas semanas de descanso porque comenzó la próxima temporada. Sin embargo, no es así en 2022, todo es muy diferente.

Otorgar la final de la Copa del Mundo a Qatar fue una decisión controvertida. No solo por las acusaciones de soborno, sino también por los problemas que se generarían si la final se jugara en la época habitual del año.

El puro calor que estaría presente en Qatar en el verano hizo imposible jugar el torneo en ese momento. Señal de agitación masiva en las ligas de fútbol de todo el mundo. Incluso algunos países que no se clasificaron para la final suspenderán sus temporadas a mediados de noviembre. Eso muestra cuántos clubes ahora tienen jugadores extranjeros en sus plantillas.

Algunos países no verán la reanudación de su temporada de liga nacional hasta principios de enero. Un receso de invierno tradicional retrasará la reanudación. Sin embargo, no es así en Inglaterra, tienen partidos de la Premier League programados solo ocho días después de la final de la Copa del Mundo que se jugará el 18 de diciembre.

¿Cómo afectará esto a los clubes? Los mejores equipos podrán hacer frente a que no haya juegos durante un mes más o menos. A otros puede que no les vaya tan bien. En los EE. UU. no es un problema ya que la temporada de la MLS ya habrá terminado.

Sin embargo, en Inglaterra, los equipos en el Campeonato (el segundo nivel) no apreciarán una brecha de un mes entre partidos. El flujo de efectivo se verá afectado ya que no hay fondos provenientes de los juegos en casa.

Las casas de apuestas deportivas legales en línea en Nueva York también encontrarán problemas. Es similar a la situación que se enfrentó durante lo peor de la pandemia de COVID-19. Eso hizo que las principales ligas de fútbol quedaran en suspenso. La Copa del Mundo volverá a ver lo mismo.

Sí, habrá partidos de la Copa del Mundo para apostar. Los juegos de azar en el deporte se han vuelto cada vez más populares en los EE. UU. en los últimos años. Estados como Nueva York y Nueva Jersey se encuentran entre los que han legalizado las apuestas deportivas. Si bien habrá juegos de la Copa Mundial para apostar, Casas de apuestas en línea de Nueva York En esos sitios y en todo el mundo habrá que buscar ligas que aún se estén jugando.

Durante la pandemia, el Liga Premier de Bielorrusia se hizo popular a medida que continuaba jugando. Durante la Copa del Mundo, es probable que se cubran las ligas inferiores para garantizar que las casas de apuestas deportivas mantengan un buen nivel de contenido. Bien puede ser que también tenga que haber un mayor énfasis en los deportes electrónicos y los juegos de casino.

 Cuando termine la Copa del Mundo, las ligas de todo el mundo se reanudarán gradualmente. Esto será un problema para los clubes y los entrenadores tendrán grandes problemas para seleccionar sus alineaciones iniciales. Los clubes que tienen plantillas sólidas tendrán que esforzarse mucho, ya que los que regresen a casa desde Qatar necesitarán un tiempo de recuperación.

El Manchester City tendrá muchos jugadores en Qatar. La buena noticia es que el prolífico goleador Erling Haaland estará en casa después de que Noruega no llegara a la fase final. Ahora eso será una mala noticia para la oposición.


Difunde el amor

Deja un comentario